¿Qué hace que un software sea fácil de usar y por qué es importante?

 

El término "Usabilidad" se utiliza con frecuencia en el campo del desarrollo de software. Y todos sabemos que el objetivo final es que nuestro software sea “User-Friendly”. Pero dejemos de lado las palabras especializadas, y hagámonos la siguiente pregunta: ¿Qué significa realmente que el software sea fácil de usar y por qué es tan importante?

Normalmente, para que un software sea fácil de usar, debe tener una interfaz de usuario (UI) bien diseñada. La interfaz de usuario de un software es lo que facilita la comunicación el usuario. Es el punto de contacto en el que el usuario comunica su intención al software y éste realiza una acción en respuesta.

En el pasado, esto era un proceso extremadamente complicado que requería que el usuario tuviera conocimientos avanzados de informática, hoy en día, es tan sencillo como navegar por una interfaz gráfica de usuario. Esta interfaz presenta las funciones y los controles del software de una manera fácil de digerir para el consumidor cotidiano.

UX



¿Por qué es importante que el software sea fácil de usar?

Los proyectos de desarrollo de software son complejos y costosos. Por lo general involucran una fuerte inversión y aunque el software tenga un gran desempeño y funcionalidades, un mal diseño de la interfaz de usuario puede llevar al fracaso del proyecto y/o generar pérdida de tiempo e ingresos.

Si el usuario no puede navegar fácilmente por el software para aprovechar las funcionalidades que la solución ofrece, puede llegar a la conclusión errónea de que la solución en sí, no funciona. Priorizar la usabilidad es un factor determinante para evidenciar el verdadero valor agregado del software.

En muchos casos, la ventaja principal de implementar una solución de software es la comodidad. La tecnología nos permite realizar tareas difíciles o que requieren mucho tiempo con mayor rapidez y eficacia. Si la interfaz de usuario de una aplicación de software es difícil de navegar o entender, el usuario puede decidir que simplemente causa más problemas que soluciones.

En última instancia, la interfaz de usuario de un software es como un puente entre las necesidades del usuario y las soluciones del software. No importa lo impresionantes que sean las soluciones si el usuario no puede llegar a ellas debido a una interfaz de usuario mal construida. Este es un principio básico del diseño de software, pero también es sorprendentemente fácil de pasar por alto.

 

UI

 

¿Qué hace que un software sea fácil de usar?

No es fácil brindar una definición general de facilidad de uso, existen algunos elementos de diseño básicos que tienen en común la mayoría de las aplicaciones de software fáciles de usar:

Simplicidad

La sencillez es posiblemente el atributo más importante de una interfaz de usuario bien diseñada. Cuando una interfaz de usuario está diseñada de forma sencilla y directa, los usuarios no necesitan pasar tanto tiempo aprendiendo a utilizar el software. No hace falta decir que una curva de aprendizaje poco pronunciada contribuye a mejorar la experiencia del usuario. Nadie quiere tener que leer un manual largo y lleno de jerga o aguantar horas de tutoriales antes de empezar a utilizar el software nuevo. Cuanto más rápido se familiaricen los usuarios con la interfaz de usuario, mejor. Una vez más, la comodidad es la clave, y la simplicidad casi siempre se traduce en comodidad.

Organización

Una interfaz de usuario bien organizada hace que los usuarios localicen más rápida y fácilmente las funciones que necesitan. Al igual que la interfaz de usuario debe ser sencilla de navegar, también debe estar estructurada de forma intuitiva para que los usuarios puedan encontrar lo que buscan rápidamente.

Incluso si el usuario entiende cómo utilizar el software y navegar por la interfaz, podría molestarse si una función que necesita no es fácil de acceder. Si el usuario tiene que interrumpir con frecuencia el flujo de trabajo para buscar la función que desea, suele ser una señal de que la experiencia de usuario podría mejorarse.

Fiabilidad

En pocas palabras, un software fácil de usar debe proveer de forma confiable lo que se supone que debe hacer. Pocas cosas son tan frustrantes como un software que no funciona como se supone que debe hacerlo. Si el software se comporta de forma diferente a la que el usuario espera (o peor, no funciona en absoluto), es probable que el usuario se desanime. Incluso puede que abandone el software por completo si decide que el tiempo y el esfuerzo que está dedicando a solucionar los errores es mayor que los beneficios que está recibiendo del mismo.

 

Cómo diseñar una interfaz fácil de usar


Cómo diseñar una interfaz fácil de usar

A continuación, se ofrecen algunos consejos para diseñar una interfaz de software fácil de usar:

Utilizar elementos de diseño atractivos y coherentes

Un diseño coherente en todas las funciones del software puede contribuir a la simplicidad de la interfaz de usuario y permitir que los usuarios se familiaricen con ella mucho más rápido. A los usuarios les resulta más fácil recordar patrones predecibles en el comportamiento del software que aprender uno por uno lo que hace cada pieza. Los usuarios deben ser capaces de ampliar su experiencia con el software a medida que avanzan, sin tener que empezar de cero cada vez que utilizan una función diferente. El diseño estético de una interfaz de usuario debe ser secundario con respecto a su funcionalidad. A los usuarios no les importa necesariamente que la interfaz de usuario sea bonita, sino que sea fácil de usar y funcione como se supone que debe hacerlo. Sin embargo, algunas veces la apariencia y la funcionalidad van de la mano. La colocación intencionada de formas, colores, imágenes y otros elementos de diseño estético puede ayudar a dirigir la atención del usuario y guiar sus acciones para crear una experiencia de usuario fluida.

Mantener un diseño claro y sencillo

Incluir más funciones no siempre es la mejor idea: una interfaz desordenada es una forma segura de abrumar a un usuario nuevo. Para que la experiencia del usuario sea positiva, es imprescindible racionalizar la interfaz de usuario de manera que incluya todas las funciones necesarias sin ahogar al usuario con nueva información y terminología desconocida. Además, una interfaz de usuario que emplea un lenguaje claro y sencillo facilita a los usuarios la navegación segura por el software. Una interfaz de usuario que depende demasiado de la jerga o de un lenguaje demasiado complicado puede resultar frustrante para los usuarios. Uno de los principios básicos de un software fácil de usar es que alguien sin experiencia debe ser capaz de orientarse en la interfaz con un mínimo de explicaciones.

Pensar como el cliente

Una interfaz de usuario debe diseñarse pensando en el usuario. Después de todo, la interfaz existe para servir al usuario, no al desarrollador. Ponerse en la piel del consumidor medio al diseñar una interfaz de usuario puede facilitar la creación de una experiencia que sitúe al usuario en el centro de la ecuación. Construir una interfaz de usuario centrada en el consumidor requiere anticiparse a las necesidades de los usuarios, a sus preferencias y al conocimiento existente del tipo de software que se está construyendo. Para ello es necesario identificar el público objetivo. Llevar a cabo una investigación sobre el público objetivo puede ayudarle a responder a estas preguntas y permitirle diseñar una interfaz de usuario sin fricciones, que se adapte a las tendencias de los usuarios en lugar de luchar contra ellas.

Un diseño de interfaz de usuario fenomenal es difícil de alcanzar.  Algunas veces, la mejor manera de garantizar la facilidad de uso es contratar los servicios de un programador experimentado que pueda asesorarle o incluso construir su sitio web o aplicación de software.

KNDCODE es una empresa de desarrollo de software nearshore con más de 20 años de experiencia dando soporte a empresas en múltiples industrias con sus necesidades de desarrollo, pruebas, integraciones, modernización de sistemas, y otros servicios de software nearshore.

Ya sea que necesite crear un software nuevo desde cero, o actualizar una interfaz de usuario de un sistema heredado, los servicios de desarrollo de software de KNDCODE pueden ayudarle a alcanzar sus objetivos.